Mi experiencia con las terapias alternativas

Soy usuaria habitual de las terapias alternativas. Si es una buena terapia, es capaz de sanar dolencias y enfermedades, donde la medicina tradicional occidental sólo es capaz de paliar, cuando no cronificar, como fue mi caso.

La primera vez que entré en contacto con este tipo de terapias, en concreto con la tan denostada homeopatía, fue hacia 1996/97 por jaquecas. Una dolencia que llevaba sufriendo desde hacía años pero que en aquella época incrementó en intensidad y frecuencia.

Unos amigos me hablaron de un médico homeópata que hacía maravillas con ciertas dolencias, entre ellos las migrañas. Como os podéis imaginar, pedí cita inmediatamente. Cuando me recibió, después de decirle lo que me pasaba, me hizo un buen número de preguntas respecto a mis hábitos, tras lo cual me hizo tumbar en una camilla, donde me auscultó en diferentes puntos de mi cuerpo, desde los pies a la cabeza.

Al terminar, recuerdo que me sorprendió al decirme que además de las migrañas, sufría acidez de estómago severo y que, además, le había mentido al decir que dormía bien.

Mi asombro fue mayúsculo, en el caso de la acidez porque los antiácidos formaban (sí en pasado) parte de mi cotidianidad y, respecto al sueño, por la certeza que demostraba cuando yo estaba convencida de que dormía estupendamente y sobre todo, por descubrir que no era así.

Tenía la costumbre de despertarme cada hora y media o dos horas. Me levantaba, bebía un vaso de leche (hábito heredado de mi padre, quien jamás ha sufrido migrañas) y me volvía a dormir.

Me indicó una serie de medidas a seguir para recuperar un hábito de sueño continuo y saludable, me recetó un complejo homeopático que tenía que tomar durante un mes y me indicó un par de farmacias donde podia encargalo. Resultado, hoy ¿20 años después? sigo durmiendo de un tirón y sin rastro de jaquecas o dolor de estómago.

¿Me recetó un placebo? Si lo fue, cumplió su objetivo. ¿Acaso la medicina tradicional occidental no receta en numerosas ocasiones placebos?

¿Que hay personas que mueren porque eligen terapias alternativas? ¿Cuántas personas mueren en nuestros hospitales regidos por medicina tradicional occidental?

Cuando leo cómo se denosta esta medicina y terapias y quién lo denosta, pienso más en intereses comerciales de quienes lo hacen ¿los famosos 3%?, que en un verdadero interés social.

Si estás en contra de la medicina alternativa, usa la tradicional. Nadie te obliga ¿por qué quieres obligarnos a los demás a comulgar con tus creencias, ideas o intereses, cuando además, mucha de la farmacopea actual se basa en ella?

que-son-las-terapias-alternativas-1-728

Por todo ello, he firmado esta llamada de Change.org y te pido ayuda para difundirla, creas o no en ella, para que sigamos teniendo libertad de elección a la hora de elegir la terapia que más nos convenza. Gracias.


Crédito imágenes:

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s