Recetas de la abuela para “desindignarme” y “esperanzarme”: “rosquillas de anís”

Me voy a dar a la comida para ver si se me pasa la indignación y la desesperanza… No, ahora, en serio, la receta no es de mi abuela, es de mi madre, que me ha pedido que haga unas rosquillas de anís para corresponder con el estupendo regalo que un vecino, que tiene huerto, nos ha hecho y he pensado ¿por qué no compartir con todos la mejor receta de rosquillas de anís que os podáis imaginar … ? además de desestresar (cuando estás amasando, te puedes imaginar … pero no, no vaya a ser que después os sienten mal, mejor amasar con cariño, por si acaso :P); a lo que iba, es fácil y barata, así que aquí la tenéis:

INGREDIENTES para unas 25 rosquillas:

  • 1 huevo
  • 3 cucharadas de azucar
  • 2 cucharadas de aceite de oliva, frito
  • corteza de naranja, limón (o ambas)
  • 1/2 cucharita de levadura (unas 20 rosquillas sin levadura y unas 10 más con ella y más esponjosas)
  • 1 cucharada de anís
  • Harina
  • Azucar glass

ELABORACIÓN:

  • Se fríe el aceite con las cortezas (yo lo hago con una de cada, naranja y limón), para reducir el sabor del aceite.
  • Se deja enfriar el aceite.
  • Se mezcla en un bol el huevo, el azucar, el anís y el aceite frío. Se bate bien batido hasta que el azucar se diluye y no se siente el granulado.
  • Una vez hecho esto, se va añadiendo la harina hasta que se forma una masa que se despega. Al principio con un tenedor (o lo que queráis), hasta que llega un momento en el que tenéis que comenzar a amasar con las manos. La mejor prueba de que la masa está en su punto es cuando introducís un dedo en la masa y sale bien.
  • Se tapa la masa con un paño limpio y se deja reposar media hora.
  • Se da la forma a las rosquillas y se fríen en aceite bien caliente (con otras dos cortezas de naranja y limón).
  • Una vez fritas, se espolvorean con azucar glas.

Y ya está, fácil ¿verdad? pues no veais lo bonísimas que están!

3 Respuestas a “Recetas de la abuela para “desindignarme” y “esperanzarme”: “rosquillas de anís”

    • están buenísimas!! precisamente hoy mi madre ha hecho unas y estaban … mmmmmmmmmm … buenísimas :))) … te animo a ello, ahora bien, ten cuidado porque son un peligro, son como las pipas, comienzas y cuando te das cuenta, zas … :DDD

  1. Pingback: Recetas de la abuela para “desindignarme” y “esperanzarme”: “rosquillas de anís” | Reflejos | Scoop.it·

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s