#20N: ¿Qué valorar a la hora de votar?

(Entrada en proceso de revisión)

Ayer, un conocido, en FB, comentaba el hecho de haber fijado el 20N como fecha para las próximas elecciones, la mala idea de fijar tal fecha y que lo que pretendía era enfrentarnos a los españoles.

Yo, sinceramente, espero que se les vuelva en contra y que los españoles que nos sentimos ajenos a esa división izquierda/derecha seamos cada vez más y seamos capaces de ver la manipulación, la incompetencia y cobardía de los partidos tradicionales que son quienes nos han traído hasta aquí y han reabierto heridas y puesto barreras, como forma de perpetuar un sistema claramente obsoleto.

Deberíamos de tener en cuenta, a la hora de votar, algunos aspectos básicos para poner las bases y los cimientos de un estado moderno y con futuro:

  1. Urgente e Importante:
    1. Atajar la causa raíz de la crisis: necesidad de un cambio de paradigma en el sistema económico y monetario actual.
    2. Cambio de la ley electoral que permita una representatividad real y un acercamiento a la democracia participativa.
  2. Importante y Urgente: Modernización, Mejora y Regularización del funcionamiento de los sectores estratégicos para el país:
    1. Alimentación, Hogar y Salud: Todo ciudadano tiene que tener cubiertas y garantizadas sus necesidades básicas.
    2. Educación e Innovación: Plantear un proyecto de estudio, diseño y trasvase hacia una educación integral que tenga en cuenta: Valores, Competencias, Psicomotricidad y Conocimientos y que preparen para la vida en sociedad y las nuevas necesidades y oportunidades que la tecnología nos ofrece (metodología WaldorfKen Robinson, etc.).
    3. Infraestructuras, Energía, Telecomunicaciones:
      1. Aquellas que sean aún públicas, plantear políticas de rrhh y desarrollo que incentiven la mejora, el buen hacer y la competitividad y rentabilidad de nuestras empresas.
      2. Ex-empresas públicas: regular precios sociales, que cubran las necesidades básicas y rangos salariales, máximos y mínimos, con diferencias en función de la experiencia y que el máximo no exceda en x veces el mínimo (¿8, 10, 20?).
    4. Pymes y autónomos: legislación especial para garantizar la rentabilidad y competitividad del tejido industrial, comercial, etc. autóctono que son quienes, a la postre, crean empleo estable y sostienen el estado del bienestar.
  3. Importante:
    1. Plan de memoria histórica que nos permita aprender de nuestra historia pasada y cerrar heridas (tipo Alemania).
    2. Actualización y redifinición de la función de:
      1. Sindicatos: A los sindicatos les ha de ir bien si a la economía le va bien, no con los despidos, ERES, etc. Bajo mi punto de vista, deberían de ser especialistas en políticas de rrhh que incentivaran las buenas prácticas, la productividad, la rentabilidad, etc. Centros de investigación, junto con las universidades, en innovación de rrhh, por ejemplo.
      2. Ejército y fuerzas de seguridad del estado: Estudio, diseño y trasvase hacia una función que prime las estrategias de paz. Entrenamiento práctico en competencias desarrolladas a lo largo de la vida escolar (trabajo en equipo, estrategia, colaboración, estrategias para la paz, psicomotricidad, etc.). Creo que votaré aquella opción que proponga legislar que quienes carezcan de la competencia de resolución de conflictos dialogados, apoyen y/o firmen la guerra han de dar “ejemplo” y luchar en 1ª línea en el frente. Convencida de que se reducirían drásticamente las guerras.
      3. Industria armamentística, farmaceútica, financiera: Estudio, diseño y trasvase hacia líneas de negocio que primen la paz, la salud y la prosperidad global.
    3. Procedimientos de la administración: Plan de control, flexibilización e incentivación de buenas prácticas políticas y profesionales.

Hoy me voy a centrar en el primero de los puntos: Necesidad de un cambio de paradigma en el sistema económico y monetario actual para actuar sobre la raíz de la crisis y no sobre sus síntomas:

Actualmente estamos siendo “obligados” por la FED, FMI y BM a poner en marcha una serie de medidas que, según ellos, nos llevará a mejorar nuestra economía, sin solucionar lo que es la causa raíz de la crisis, que es el sistema monetario actual:

Cada vez que se hace 1X (€, $, etc.) tiene un coste y llega al consumidor como 1+x. A la hora de devolver esa X ¿de dónde sale? Para devolverlo hay que fabricar más dinero, que a su vez produce más deuda o traspasar esa deuda a otro […].

Fuente: Economía ¿y ahora qué?

Es decir, nos encontramos que el dinero es como la “Hidra“, cuanto más se contabilice, más deuda produce (y hablo de “contabilizar”, puesto que hoy en día, las grandes “inyecciones” de dinero que se están haciendo ni siquiera se fabrican, son asientos contables virtuales).

Falacias y falsos “mitos”:

1. La inflación es inherente a la economía y una “necesidad” para seguir creciendo y las consecuencias de su contrario, la deflación, son aún más negativas.

Bajo mi perspectiva la inflación viene dada por el “crecimiento” insostenible de las funciones improductivas (cúpula de la pirámide), en detrimento de las productivas:

En España, desde la entrada de la democracia, hemos sufrido 5 subidas en el IVA:

¿Cuánto supone el gasto de Casa Real + Patrimonio + Políticos + Comisiones + Partidos + Sindicatos + puestos de designación + etc.etc.etc. en nuestro PIB?

¿y hace 8 años? ¿y hace 15?¿y hace 30? ¿y hace 40?

¿y las previsiones para el año que viene? ¿y para dentro de 3 con un probable nuevo gobierno (1*)[teniendo en cuenta que cada vez que sale un gobierno nuevo hay más ex-políticos y nuevos consejeros en empresas ex-públicas cobrando, tanto del Estado como de las empresas?]

(1*) Fuente: Economía ¿y ahora qué?

Respecto a que es inherente a la economía, aún hay placas en casas antiguas que atestiguan lo contrario. Placas de hierro que ponían el precio del coste de asegurarlas por incendios. ¿Qué inflación había entonces para permitir poner el precio en una placa de hierro?

La inflación es inherente al actual sistema económico y monetario y, por ende, social, lo cual es una cuestión diferente. La inflación es la tapadera de la avaricia, la corrupción y la incompetencia o lo que es lo mismo, el resultado de un subdesarrollo de nuestro cerebro más evolucionado, el Neocortex y un hiperdesarrollo de las capacidades más atávicas, propias de nuestros cerebros más antiguos “reptiliano” y “límbico” (2*).

(2*) Fuentes:

2. El dinero es un bien escaso:

Hoy en día, el dinero es escaso porque seguimos actuando bajo el mismo paradigma que cuando su patrón era el oro pero teniendo en cuenta que el -y aquí conjeturo- ¿70/80%? del dinero actual es virtual, podría ser un bien universal.

3. El dinero es malo o demonización del dinero (por supuesto, quienes lo dicen tienen todas sus necesidades cubiertas y, diría, que bien cubiertas, e ignoran lo que es pasar hambre, vivir al día o tener que buscar trabajo en un entorno hostil a la profesionalidad y a la honestidad):

El dinero no es ni malo ni bueno, dependerá de cada uno de nosotros, de cómo lo utilicemos y si nos dejamos enganchar y deslumbrar por él.

Las personas tendemos a añorar y desear lo que carecemos. La libertad de acción se encuentra cuando teniendo dinero, te das cuenta de que lo que te hace feliz, es difícil comprarlo con dinero. Difícilmente llegaremos a ello si nos quedamos con las ganas.

Riesgos de seguir con el patrón actual:

Para la ciudadanía de a pié:

  • que llegue a un punto el deterioro del nivel y calidad de vida, que no tengamos nada que perder y lleguemos a una revolución.

Para las élites:

  • al ser meros asientos contables virtuales invertidos en deuda, que la deuda termine fagocitando su “fortuna” (virtual) y se queden cual Rey Midas, con muchas casas, coches, etc, difíciles de comer.
  • que se encuentren con una revolución.

Beneficios de un cambio de patrón o sistema monetario:

  • Poner las bases para un proyecto social de futuro que merezca la pena, basado en una economía de paz.
  • Hacer el trasvase de las industrias que más tienen que perder, por las inversiones realizadas hasta la fecha, sin traumas y con beneficios.

Situaciones a tener en cuenta para prevenir ciertos riesgos:

  • Ha de ser un proceso gradual. Como “Tierra” no podemos permitirnos el lujo de volver a los niveles de consumo que teníamos antes de la crisis (por medio ambiente, por recursos, etc.).
  • El proceso ha de ir acompañado de una política de incentivación que prime y premie ciertos valores como son la transparencia, la honestidad, la profesioalidad, el buen hacer, etc.

Soluciones, yo veo tres posibles vías de reconversión, aunque habría que estudiarlas en profundidad:

  1. Tratar el dinero como un producto más, eso sí, estatal, de tal forma que salga ya con el margen de beneficio en su precio de devolución (precio: redefinición de la función bancaria).
  2. Inversión en el tipo de comisiones corto/medio/plazo (precio: cambio de una bolsa especulativa a una que prime el desarrollo y la inversión a largo plazo).
  3. Cuenta única universal o por país (precio: tarjeta con límites en función de trayectoria).

Preguntas:

  • ¿En qué país han tenido éxito las fórmulas de la FED, el BM o el FMI? ¿Y Estados Unidos? ¿en qué situación se encuentra?
  • ¿Cómo vamos a salir de la crisis si el mal de raíz sigue vigente y la deuda supera al dinero?
  • ¿Qué partido o líder ha propuesto en su programa una revisión del sistema monetario y económico actual?
Anuncios

2 Respuestas a “#20N: ¿Qué valorar a la hora de votar?

  1. Mercedes, el tema es amplísimo e interesante. Yo te dejo mi inquietud de que todo lo que se inicie y se haga, sea rentable; primero estudiar el mercado, la necesidad de ese producto para el consumidor y/o para la industria, y adelante. Esto que es a nivel de un particular, tiene que serlo a nivel estatal. El Estado/Comunidades Autónomas, tienen que volcarse en apoyar y promover las compañas para la exportación, además de atraer el turismo exterior que es importantisimo, también la producción de todo tipo.

    España dispone de una producción agrícola excelente a la que se le tiene que dedicar más atención estatal. Nuestros productos son demandados y gozan de buena acogida. Hay que ampliar el radio de esa demanda. La agricultura no tiene que ser una olvidada, sino todo lo contrario, ha de plantearse que la agricultura sea un motor generador de empleo y entrada de dinero exterior. Los laboratorios de investigación y desarrollo agrícola han de trabajar al 100% en todas las Universidades; cada Universidad puede, y debe especializarse en trabajos propios de los productos de su zona. Los nuevos universitarios dispondrán de laboratorios bien dotados para conseguir mejores productos para el transporte, almacenamiento, calidad, sabor y destacar las propiedades nutricionales del producto marca España. Un tomate de España (vamos a dejar los pepinos), hay que destacar sus propiedades, pero científicamente, citando al laboratorio de la Universidad x que ha realizado la mejora para conseguir el producto final. Pagar 4 €/kg tomates de la marca España sabes que estás adquiriendo un trozo de España, que te aporta (ahí van las propiedades nutricionales) y un tomate que no sea de España, sólo se parece en el color, es como tirar los 4 €.

    El ejemplo de la agricultura es válido para todo sector. La calidad, científicamente contrastada ha de imperar en toda la cadena de producción. No solo es válido que las universidades hagan sus publicaciones de los estudios y progresos en el desarrollo de un nuevo producto. La propia Universidad ha de llegar hasta el final, porque si no ¿para qué ha servido todo ese trabajo?. La Universidad ha de conseguir convencer al mundo empresarial de la rentabilidad del producto. Para ello ha realizado todo un proceso necesario de su utilidad, demanda, coste y rentabilidad. Creo que esa debe ser su meta, diseñar, desarrollar, conseguir el producto y no parar hasta verlo en fabricación, hacer un seguimiento e ir introduciendo y facilitando al empresario cualquier mejora conseguida. Y que ese producto final, se someta a un control de calidad. Un precioso vestido con un excelente acabado, puede irse al traste si la cremallera a la segunda vez que la subes o bajas se estropea. La cremallera es mala, pero la empresa fabricante del vestido es la responsable, es la que ha elegido a ese proveedor y por un pequeño detalle pierde su buena fama que no se lo puede permitir.

    • La mandarina, bienvenido a esta bitácora y gracias por dejar tu comentario. Muy interesante y muy de acuerdo con lo que expones.

      Hemos de apostar por la calidad, en agricultura, como bien dices y en todo y el estado ha de incentivarlo y apoyarlo. En turismo que, es cierto, es otro de nuestros sectores estratégicos, creo que adolecemos de ello. La calidad es lo que puede hacer que tengamos un crecimiento sostenido y sostenible.

      Lo dicho, gracias por el comentario.

      Saludos y buena semana,
      Mercedes :)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s