Atravesando la noche

Silenciosa me deslizo entre bambailinas
en este gran teatro, la vida,
vagando entre riscos y oquedades,
témpanos y maizales,
secuencias de vivencias y recuerdos.
El dormir se me escapa entre los dedos
y añoro tiempos de niña
que fluía entre álamos y vientos,
Duero calmo y silencio.
El dormir me rehuye en estos tiempos
y la noche se alarga entretenida
entre sueños y suspiros
por una verdad
¿qué verdad?
imaginada o vivida.
Y se me escapa la alegría
y la sangre de aquella niña
que en tiempos lejanos
vagaba alegre en esta noche,
hoy insome y triste.

Mañana será otro día.

shshsh

BesoRosa roja

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s